Tendinitis rodilla síntomas y terapia

Tendinitis rodilla

La tendinitis rodilla se manifiesta con dolor e inflamación en la parte frontal de la rodilla.

La tendinitis rodilla o tendinitis rotuliana como también se le conoce, es producida por el uso excesivo del tendón rotuliano con prácticas generalmente deportivas, expuestas a sobrecalentamiento. Con mayor prevalencia en deportes que requieran de muchos saltos, y que implican el accionar la rodilla para impulsarse. Entre los síntomas más evidentes están: el dolor focalizado en la zona de la rodilla, junto a la hinchazón y; al agravarse, aparece dolor persistente al usar el cuádriceps o doblar la rodilla, lo que tiende a dificultar la caminata. La terapia o tratamiento estará en dependencia de la gravedad de la lesión.

La parte afectada se conoce como tendón rotuliano, que es un ligamento que conecta la rótula a la tibia. Cuyo funcionamiento está asociado a los cuádriceps para formar un sistema que permite doblar y estirar la rodilla.

Son síntomas perturbadores sobre la parte media de la pierna llamado tendinitis rodilla se debe al ejercicio prolongado. Ejercicio que produce un esfuerzo reiterado por doblar al máximo la rodilla; e imprimir otro movimiento contrario, para devolver la rodilla a la posición horizontal de la pierna. Se da frecuentemente en jugadores de las disciplinas, voleibol y el baloncesto.

Otra forma de presentarse la tendinitis rodilla, es en pacientes con artritis reumatoide. Que suele presentarse en los adultos mayores y provocar inflamación en distintas articulaciones del cuerpo, en particular en la rodilla.

Síntomas de la tendinitis rodilla

Tendinitis rotuliana

La lesión puede agravarse alcanzando el colágeno del tendón

El cuadro clínico de esta afección en la rodilla, puede mostrarse en cualquier persona. Al realizar esfuerzos continuados para subir escaleras o ponerse en posición cuclillas; pero mayormente a atletas practicantes de deportes donde el salto es una exigencia reiterada, tal como el baloncesto.

Los síntomas suelen emerger de golpe y el dolor ser punzante, producto de la inflamación del tendón rotuliano.

Al avanzar la lesión de tendinitis rodilla, los síntomas avanzan abarcando el colágeno del tendón. Esto provoca que el dolor sea constante. Ya no sólo es en la zona de la rodilla sino avanza hacia los músculos (cuádriceps).

Al inicio de la lesión, sólo es sensible al calentar el músculo o después del ejercicio. Luego, cuando la inflamación progresa, el dolor es continuado.

Terapia en caso de tendinitis rodilla

Aplicar analgésicos y antiinflamatorios acompañados de fisioterapia

Para abordar el tratamiento de la tendinitis rodilla, se debe identificar el tipo de lesión y la gravedad de la misma.

Para el diagnóstico, el médico puede indicar exámenes complementarios a la clínica, como:

-Resonancia magnética;

-Ecografía u, otras técnicas modernas de imagen para descartar cualquier otro problema.

Para cuadros menores, bastará reposo de la rodilla; analgésicos para aliviar el dolor y antiinflamatorios indicados por el médico. Estos pueden acompañarse de sesiones de fisioterapia para fortalecer los músculos y tendones, del área de la rodilla.

En casos más complicados; el médico puede inmovilizar la rodilla e incorporar a los medicamentos antes indicados, inyección con esteroides.

En casos graves de tendinitis rodilla; donde puede haber desgarramiento o rotura del tendón, implicaría la posibilidad de llegar hasta la cirugía para corregir la lesión. Requiriendo un periodo posoperatorio, con aplicación de fisioterapia para restaurar las funciones del tendón y músculos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *