Mango africano ¿Para qué sirve?- Propiedades

Mango africano

El mango africano es conocido en el mundo científico como  Irvingia gabonensis.

El mango africano de origen africano y su apariencia es muy similar al mango tropical asiático; pero con un potencial de nutrientes que ayudan a tratar  una serie de problemas de salud vinculadas al metabolismo; entre ellos: la Diabetes; la obesidad y la hipertensión.  En cuanto a las propiedades que se le adjudican a este fruto y a su semilla, que provienen de sus vitaminas, minerales y fibra están: su poder antioxidante; depurativo y desintoxicante.

Mango africano y las bondades de sus propiedades

Usos del mango africano

¿Para qué sirve?

Los grandes aportes de fibra del mango africano  sirven para:

  • Mejorar la flora y el tránsito intestinal, por la consistencia que da a las heces fecales.
  • Reduce la absorción de colesterol; ácidos biliares y glucosa ;
  • Evita problemas de estreñimiento; colon irritable; colitis ulcerosa; diverticulosis y cáncer de colon, todos asociados con deficiencias de fibras en la dieta.

Entre otros usos que se le da al mango africano están:

  • Regímenes de adelgazamiento, ya que favorece la desintoxicación y la eliminación de líquidos; manteniendo  las vitaminas y minerales, indispensables  para el equilibrio orgánico;
  • Rejuvenecedor, mejorar pieles envejecidas o maltratadas;
  • Control de diabetes, colesterol alto e hipertensión.

Propiedades- vitaminas, minerales y fibra

El mango africano es conocido por su fuerza en cuanto a nutrientes y antioxidantes, vitaminas y minerales; junto al poder de su abundante fibra.

Por un lado,  su pulpa  tiene abundante calcio y vitamina C; mientras que la semilla es rica en minerales como: hierro y calcio; aunque también contiene: Sodio; potasio; magnesio y fosforo.

En cuanto a su aporte nutricional, es rico en vitamina B1, B2 y B3; ácidos oléico; laurico; betacaroteno; miristico; palmítico y esteárico.

De donde la fortaleza de esta vitaminas en el mango africano, actúan en beneficios sobre la salud cardiovascular; la vitamina B2, es esencial para el metabolismo de nutrientes que requieren gran cantidad de energía, y; favorecen el sistema nervioso.

Mientras que la vitamina C, es antioxidante y ayuda en la asimilación del hierro, indispensable para muchos de los procesos del cuerpo y transportar el oxígeno a las células.

Por otro lado, tanto el calcio, el fosforo y el potasio, traen beneficios  para contrarrestar el sodio; fortalecer, los huesos; la dentadura y los músculos. Y por último, el magnesio a ayuda a la síntesis de proteínas, y a mejorar otras funciones fisiológicas como las hormonales.

Otra de las ventajas del mango africano, es la gran cantidad de fibra, que tiene propiedades: desintoxicantes; antiestreñimiento; adelgazantes  y anticancerígenas.

El mango africano, suele ofrecerse no solo en su versión natural sino, en capsulas y como extracto. Pero, es importante antes de administrar el extracto, consultar a su médico, pues hay personas  sensibles a esta fruta, y puede causar alergias con efectos adversos como dolor de cabeza; somnolencia; malestar general o problemas gastro-intestinales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *