Avène protege al bebé de la costra láctea

Avène, en su presentación de gel limpiador para uso pediátrico, está especialmente indicado para eliminar o proteger al bebé en los casos de costra láctea.  Se conoce que entre las afecciones cutáneas más frecuentes en los bebés, está la costra láctea, que se presentan en forma de escamas color marrón en el cuero cabello del recién nacido.

El gel limpiador de Avène,  es un producto que no contiene alcohol ni perfume, tampoco otros químicos como los parabenos, utilizados por la industria cosmética como conservantes, que pueden ser irritantes a la piel del bebé o, alterar el sistema endocrino causando problemas hormonales.

En los recién nacidos y bebés, es común  observar un cabello grasoso presentar la llamada costra láctea, por lo que debemos tener especial cuidado en la higiene del cabello y del cuero cabelludo de los bebés. Para lo cual, existen en el mercado una cantidad de productos naturales o cosméticos que pueden ayudar para eliminar  esta afección cutánea del recién nacido.

Este post está dedicado a mostrarte el gel limpiador Avène, sus componentes y propiedades que ayudan en problemas cutáneos  como la Costra láctea.

Componentes de la fórmula

El gel limpiador pediátrico está elaborado a base de agua, Agua termal de Avène, cacao y otros principios activos con propiedades terapéuticas. Está indicado tanto para  los bebés (hasta 1 mes de nacido) como para lactantes (hasta 1 año de edad).

Propiedades

Entre las bondades que ofrece éste gel están:

Limpiador,  actúa de forma profunda sobre la piel  y el cuero cabelludo sin  dañar o resecar la piel del recién nacido.

Purificante, a través de una aplicación tipo caricia, pues se hace con una untada, se logra eliminar las impurezas en el cuerpo y el cuero cabello del bebé.

Calmante, su fórmula activa, en especial el Agua termal de Avène actúa como calmante y desensibilizante  suavizando la piel del recién nacido.

Modo de uso:

Una vez humedecida la piel del bebé untar el gel limpiador suavemente hasta hacer espuma en todo el cuerpo y especialmente en el cuero cabelludo. Enjuagar y secar cuidadosamente la piel y el cabello del bebé.

Se procede a secar el bebé, aplicar una crema humectante en el rostro y el cuerpo. Para concluir el aseo, rociar el cuerpo del niño con Agua termal de Avène, como calmante.

Además de aseo diario del bebé se sugiere  un buen cepillado del cabello con  un cepillo de celdas suaves para evitar irritar o lesionar el cuero cabelludo del lactante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *